Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.

Mario José Oropeza:Es urgente recuperar rebaño bovino nacional y producir más leche para combatir la desnutrición infantil

Mario José Oropeza Yepez es un ganadero con tradición de varias generaciones y conocido en su gremio por ser puntal de la Asociación de Criadores de Ganado Raza Carora. Hizo estudios universitarios en la Universidad de Wisconsin y toda  su vida la ha dedicado al trabajo de campo, donde ha obtenido grandes éxitos profesionales y empresariales.

                Es miembro fundador del Movimiento DECODE y sus aportes están dirigidos al análisis de la situación agropecuaria y a la necesidad de reconstruir la plataforma alimentaria que tenía el país hace algunos años.la cual estaba camino a lograr el autoabastecimiento, Destaca dentro de este cuadro la urgente necesidad de recuperar el rebaño bovino en Venezuela y ponerse como objetivo incrementar la producción de leche, alimento esencial para combatir la desnutrición infantil, la  cual según encuestas sociales es un problema preocupante dentro de la situación venezolana. A este respecto asegura que a tal efecto el uso de la Raza Carora como base del mestizaje bovino sigue siendo la gran alternativa para cumplir este objetivo.

               Puntualiza que ASOCRICA es una asociación absolutamente técnica que no se involucra en ningún asunto político porque está dedicada exclusivamente al mejoramiento y consolidación genética de la raza, no obstante a nivel personal considera que en Venezuela es necesario un gran acuerdo  ,de la sociedad en su conjunto, para  la reinstitucionalización  ,algo indispensable para que la gente de trabajo tengo un ambiente de confianza  y pueda prosperar el esfuerzo empresarial y se pueda conseguir financiamiento internacional, algo fundamental en estos momentos.

               En lo específico sobre la Raza Carora expone;

          EL GANADO CARORA ES  COMO  UN PARDOSUIZO CON GUAYABERA

             -“Lo primero que tenemos que decir es que por razones que tienen fundamento en la Historia de la ganadería las razas especializadas en producir leche son europeas, países de clima frió. En el trópico sudamericano, como es el caso de Venezuela el que mejor se adapta es el Cebú porque proviene de otro país tropical como lo es la India. Pero en todo caso nuestros rebaños bovinos arrancan desde la colonia porque debemos recordar que fueron introducidos por los conquistadores españoles. Unos  animales que de manera casi silvestre se adaptaron a nuestro clima y nuestra tierra aunque con una baja productividad tanto en carne como en leche, ese es el ganado que vulgarmente se conoce como “criollo”, el está perfectamente aclimatado a nuestras temperaturas y además con alta resistencia a las enfermedades más comunes de las zonas tropicales.

                Este rebaño bovino nacional comienza a mejorarse  hacia finales del siglo 19 y a lo largo de todo el siglo 20 con la incorporación de razas lecheras y del Cebú. Como ya dijimos el Cebú, una raza especializada básicamente en producción de carne, se adapta muy bien en Venezuela porque es  de origen tropical, cosa totalmente contraria a lo que sucede con las razas lecheras europeas, ya que son animales acostumbrados  a temperaturas bajas y frente a nuestros calores tropicales reaccionan con alteraciones biológicas que hacen inviable su explotación económica en el mediano y largo plazo.

              Nuestros antepasados caroreños tuvieron que lidiar con este problema y entre varias alternativas lograron ir adaptando la raza  Pardo suiza a nuestro riguroso verano. Ha sido un proceso largo en el cual hemos participado varias generaciones y sobre el cual estamos obligados a mantenernos vigilantes. Se comenzó con el mestizaje del criollo  amarillo con el pardo suizo y progresivamente mediante un proceso de selección se fue conformando un ganado que inicialmente se llamo Tipo Carora y desde l979 se decreto como Raza Carora, cuando se funda ASOCRICA, se define un patrón racial y se abren los libros genealógicos.

            La Raza Carora es una raza sintética que actualmente tiene un porcentaje de un 64 por ciento de Pardo suizo, está perfectamente conformada anatómica y funcionalmente para producir en el trópico y su rendimiento llena los requerimientos de cualquier raza especializada en leche, ya que básicamente para decirlo en lenguaje sencillo la Raza Carora es como  la misma Raza Pardo suiza que se quitó el abrigo de los países fríos y se puso la guayabera de nuestros países tropicales.”

       .Y porque entonces se le ha clasificado como una raza distinta?

                Precisamente porque tenía un patrón racial distinto .Esto lo confirma científicamente un estudio realizado en 1994  por el doctor Cerutti y un equipo de investigadores europeos y venezolanos, en el cual se pudo observar que a pesar de  la presencia genética del pardo suizo el Carora tenía unas    frecuencias génicas    a nivel de grupos sanguíneos, polimorfismos hemáticos y  fenogrupos que representaban características propias e independientes que obligaban a clasificar al ganado tipo Carora como una Raza distinta al Pardo suizo…”

                   ¿Y cuáles son las ventajas de la Raza Carora respecto al Pardo suizo  y otras razas lecheras europeas?

                 -“Simplemente que está adaptada al calor, tiene mayor fortaleza física para ser manejada en sistema de pastoreo y debido a su pelo corto y piel  oscura mantiene un metabolismo normal frente a las inclemencias tropicales de los rayos solares.”.

                     Por favor, explíquenos eso mismo en base a comparaciones.

                  -“Perfecto. Las razas lecheras europeas son de pelo largo para aguantar el frío y su manejo es en establos o en pequeñas extensiones de terreno. Estos animales en regiones como la nuestra sufren lo que se llama un estrés calórico, se les dificultan la respiración y jadean, en consecuencia no pueden manejarse bajo sistema de pastoreo y por el mismo estrés no entran en celo y no se pueden preñar en los lapsos  estandarizados biológicamente. Para entenderlo más fácil, es como si a Carora viniera una catirita europea y se le obligara a caminar a pleno mediodía con un abrigo de lana, no tendría ganas de nada sino de acostarse bajo una mata y echarse viento con un abanico.

          Algo parecido les pasa a las vacas lecheras de raza europea, de hecho  quienes las tienen en  Venezuela las tienen en establos con ventiladores y refrescamiento con un sistema de agua, como si  a cada rato estuviera cayendo una llovizna.

                Por su parte la Raza Carora no sufre de éste estrés calórico. Respira perfectamente  bajo una temperatura de treinta grados, como es de pelo corto y claro refracto con eficiencia los rayos solares, tiene fortaleza para caminar y alimentarse en régimen de pastoreo y como no anda nerviosa ni agitada cumple a cabalidad con sus ciclos de preñez  

              Y tiene capacidad ` para producir con la misma eficiencia que las razas europeas?                                                        

          “Claro que sí, siempre y cuando usted las maneje en las mismas condiciones…De hecho bajo el mismo manejo la raza Carora produce leche a niveles parecidos a la Holstein . Pero el problema es que no todo el mundo puede tener Holstein o razas similares porque ello implica grandes inversiones y conocimientos técnicos especializados. En Venezuela el 85 por ciento de la leche que producimos es bajo manejo en doble propósito, con un promedio de tres a cuatro litros de leche por vaca. Eso quiere decir que necesitamos mejorar estos rebaños con una raza que se adapte a este manejo. Tomando esta realidad como punto de partida nos encontramos que la única alternativa para cumplir este objetivo es con la Raza Carora.”

           ¿Y cómo es mejor tener la Raza Carora, en establos o a libre pastoreo?

         .”Depende. Si usted quiere tener altos rendimientos y cuenta con las inversiones para lograrlo, el Carora lo puede utilizar, en establos o en pastoreo sobre tierras con buen drenaje y manejo tecnificado. Lo recomendable seria tener vacas puras. Pero si usted tiene tierras con mal drenaje, con tierras de pastoreo extensas, lo indicado es trabajar con el mestizaje del Carora en formula F1.”

      ¿Y qué papel juega ASOCRICA  dentro del crecimiento de la Raza Carora?

            Desde el punto de vista de la Asociación:  En 1.992, cuando se dio inicio al programa de mejoramiento genético, los ganaderos que participaban activamente en la Asociación eran cuatro, actualmente los criadores participantes suman más de 100, organizados en  varios núcleos operativos localizados en aquellas cuencas de gran potencial para la producción lechera.

El incremento del número de criadores se considera satisfactorio ya que en su gran mayoría está representado por pequeños y medianos productores, que ha permitido una expansión (democratización) de la raza y cuya fuerza radica hoy en ellos.  Además de este grupo de criadores que participa directamente en las actividades de selección (suministrando mensualmente la información productiva y reproductiva de sus rebaños), existen otros, más numerosos, que utilizan las informaciones producidas y el germoplasma y hemos visto con satisfacción que el comportamiento del Carora con mestizaje de varias razas y bajo manejos diferentes ha sido exitoso, por ello queremos poner nuestra genética y nuestros conocimientos al servicio del país para incrementar la producción lechera, algo primordial sobre lo cual se debe procurar un consenso de todos los interesados en mejorar la situación actual que vive Venezuela.

                              Mario José Oropeza Yépez

Mario José Oropeza Yépez, nace en Carora el día  6 de Febrero de 1956, hijo de Mario Oropeza Riera y María de Lourdes Yépez Gutiérrez. Se encuentra por tanto enraizado, en las familias tradicionales de la ganadería caroreña, pues pertenece por nacimiento a la organización que gira en torno a la ganadería de Sicarigua, hacienda que, tiene más de cien años de tradición ganadera en el municipio Torres.

Mario José, al graduarse en 1979 como Lic., en Administración Agrícola en la Universidad de Wisconsin, se viene a su tierra para integrarse a la administración de la empresa de la familia, específicamente en  el ganado lechero, ganado raza Carora.

Con tesón y voluntad férrea, Mario José,   junto a sus amigos ganaderos de ésta generación, se empeñan  en no dejar desaparecer dicho tipo de Ganado y consolidar la Raza, hoy orgullo del país y  patrimonio del mismo.

Mario José, comparte la administración de la finca con sus hermanos Jesús Antonio Oropeza, en el rubro de la carne y Javier Oropeza, en el rubro de la caña de azúcar. Tiene además dos hermanas que son Lourdes y Teresa Oropeza. Su hoja de vida al servicio de la agroindustria venezolana destaca: Presidente y Gerente de Producción Pecuaria de Hacienda Sicarigua, C.A; desde agosto de 1979; Presidente de SORGO (1989-1990); Director de SORGO (1987-2002);  Director de ASOCEBU (2008-2010); Director de Concentrados COLACA, C.A desde 1993,  Director de CONVELAC desde 2006; y desde agosto de 2018, Presidente del CIAC.

Casó el 22 de Agosto de 1986, con Blanca Cecilia Álvarez Andueza y tiene tres hijos a saber: Mario José Oropeza A. de 35 años de edad (Lic. en Administración de Empresas e Ing. Producción Animal);  Nicanor José Oropeza de 33 años (Ing. Producción Animal) y Cecilia Oropeza  de Ramia de 25 años de edad (Médico Veterinario) quien le ha dado la dicha de convertirlo en abuelo al procrear a Mariana Josefina.

Para este momento está al frente de ASOCRICA (Asociación de Criadores de Ganado Raza Carora) que el próximo  Octubre cumplirá 44  años  de labor ininterrumpida ofreciendo asesoría a los productores  para mejorar genéticamente sus rebaños.

Entre sus allegados y socios el licenciado Mario José Oropeza se ha convertido en un emblema de constancia, la cual le ha permitido continuar con éxito el manejo de sus empresas.

Jorge Euclídes Ramírez

Foto: Cortesía

Relacionados
Category

Suscríbete a nuestro boletín exclusivo

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit, sed do eiusmod tempor incididunt ut labore et dolore