Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.

Esta protagonista de House of the Dragon admite que Alicent sabe que sus hijos son terribles

House of the Dragon culminó su primera temporada y ya todo el mundo tiene escogido su bando la guerra que se avecina, la Danza de los Dragones. El bando de los Negros representado por Rhaenyra Targaryen y los Verdes bajo la tutela de Alicent Hightower.

Precisamente, el quipo de los Verdes han sido uno de los más repudiado por los fanáticos y teniendo en cuenta la negatividad de cada uno de estos personajes, sobre todo los hermanos Aegon y Aemond, la mísmisa Olivia Cooke, quien da vida a Alicent en la serie, ha hablado de lo que piensa su personaje sobre la realidad de sus hijos.

Cooke, revela lo que realmente siente el personaje por sus hijos. Game of Thrones presentó a los espectadores a muchos personajes a los que era muy divertido odiar, incluyendo quizás el más famoso, Cersei Lannister (Lena Headey) y su hijo Joffrey (Jack Gleeson). La pareja de madre e hijo formaba un equipo siniestro y cruel cuando formaban un frente unido. La serie precuela House of the Dragon ha presentado a los espectadores otra ruin dinámica madre-hijo, la de Alicent Hightower y sus dos hijos.

A lo largo de la temporada 1 de House of the Dragon, las personalidades de los niños se hicieron más claras, revelando una tendencia preocupante en los chicos de Alicent. Aegon (Ty Tennant/Tom Glynn-Carney) se involucra en comportamientos descuidados (incluyendo violaciones que resultan en varios bastardos) y bebe con abandono mientras que su hermano Aemond (Leo Ashton/Ewan Mitchell) roba un dragón y, en el episodio 10, mata accidentalmente a su sobrino Lucerys (Elliot Grihault). Su madre, aunque es dura con Aegon, se muestra públicamente detrás de ellos y en privado encubre su comportamiento. La creencia de Alicent de que su familia estará en peligro si su hijo Aegon no asciende al trono se traduce en acción en el episodio 9 de La Casa del Dragón, cuando trama un golpe que pone a Aegon en los Tronos de Hierro a pesar de su reticencia, irresponsabilidad e imprudencia general.

En una nueva conversación con Deadline, Cooke habla de la relación de su personaje con sus hijos. Cuando se le pregunta si Alicent sabe lo malos que son sus dos hijos, Cooke responde con seguridad y reitera la reacción de Alicent ante la perspectiva de hacer rey a Aegon. Mira lo que dice a continuación:

«Sí, absolutamente. Hemos hablado mucho de esto, de cómo ella está entre la espada y la pared en lo que respecta a Aemond y Aegon. Probablemente cree que Aemond es más adecuado para ser rey, pero es el heredero de repuesto. Ella ama a Aegon, pero está tan disgustada en quién es él como persona. Hasta que Viserys dice en su lecho de muerte que quiere que Aegon esté en el trono, y ella percibe que es su Aegon …. ¡tantos Aegons! … Creo que ella había aceptado que Rhaenyra estuviera en el trono. Cuando le da ese discurso a Rhaenyra diciéndole «serás una buena reina», creo que realmente lo cree. Hubo un profundo alivio al aceptarlo y dejar atrás una década de amargura».

Share this post:

Relacionados
Category

Suscríbete a nuestro boletín exclusivo

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit, sed do eiusmod tempor incididunt ut labore et dolore