Sigue conflicto aéreo entre Argentina y Venezuela

Sigue conflicto aéreo entre Argentina y Venezuela

La transferencia de propiedad entre estas empresas, consideradas por Estados Unidos como violadoras de normativas comerciales, levantó la sospecha de Washington y condujo a la confiscación del avión por parte de Argentina. A pesar de que la tripulación fue liberada tras la decisión de un juez federal argentino, el avión fue trasladado a Estados Unidos en febrero en cumplimiento de acuerdos judiciales internacionales.

La tensión entre Argentina y Venezuela se agudiza con el cierre del espacio aéreo venezolano a los aviones argentinos, desencadenando una ofensiva diplomática liderada por el Gobierno de Javier Milei contra Nicolás Maduro. Esta medida, en respuesta al confiscado Boeing 747-300 y otros eventos recientes, ha intensificado las relaciones entre ambos países, generando repercusiones políticas y económicas.

El Gobierno argentino anunció acciones diplomáticas contra Venezuela luego de que Nicolás Maduro cerrara el espacio aéreo venezolano a los aviones argentinos. Este conflicto se originó tras la confiscación, por parte de Argentina, de un Boeing 747-300 propiedad de una compañía venezolana sancionada por Estados Unidos. La tripulación de esta aeronave, investigada por presuntos vínculos con Irán, fue detenida en Argentina en 2022 y posteriormente puesta en libertad.

El avión en cuestión había aterrizado en Argentina procedente de Venezuela, transportando autopartes desde México. Inmovilizado por la justicia argentina, el avión y sus ocupantes —ciudadanos venezolanos e iraníes— fueron objeto de una investigación que vinculaba a las empresas propietarias, Mahan Air y Emtrasur, con actividades sancionadas por el Departamento del Tesoro de Estados Unidos.

La transferencia de propiedad entre estas empresas, consideradas por Estados Unidos como violadoras de normativas comerciales, levantó la sospecha de Washington y condujo a la confiscación del avión por parte de Argentina. A pesar de que la tripulación fue liberada tras la decisión de un juez federal argentino, el avión fue trasladado a Estados Unidos en febrero en cumplimiento de acuerdos judiciales internacionales.

Las tensiones entre Argentina y Venezuela se han exacerbado, evidenciando una disputa que va más allá del ámbito diplomático. Venezuela ha impuesto restricciones al sobrevuelo del espacio aéreo venezolano por parte de Aerolíneas Argentinas, generando un impacto económico significativo para la aerolínea y sus pasajeros. Esta medida, considerada por Argentina como una represalia injustificada, ha desencadenado una serie de acciones diplomáticas para resolver el conflicto.